Deliciosos macarons de café: la combinación perfecta de sabor y textura

macarons de café

En este artículo vamos a descubrir una deliciosa receta de macarons de café, una opción perfecta para aquellos amantes de esta bebida tan popular en todo el mundo. Los macarons son unos dulces franceses que se caracterizan por tener una base de almendra y merengue, y se rellenan con diferentes cremas, en este caso, utilizaremos una crema de café que hará de estos macarons una auténtica delicia.

Ingredientes

  • 200 gramos de almendra molida
  • 200 gramos de azúcar glas
  • 3 claras de huevo
  • 50 gramos de azúcar
  • 2 cucharaditas de café soluble
  • 150 gramos de mantequilla sin sal a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla

Comenzaremos preparando las galletas de los macarons. Para ello, pondremos en un bol la almendra molida y el azúcar glas, mezclándolos bien hasta que estén completamente integrados.

En otro bol, batiremos las claras de huevo a punto de nieve, añadiendo poco a poco el azúcar y el café soluble. Continuaremos batiendo hasta obtener una mezcla firme y brillante.

Preparación de la masa

A continuación, iremos incorporando poco a poco la mezcla de almendra y azúcar glas a las claras batidas, mezclando con movimientos suaves y envolventes hasta obtener una masa homogénea.

Colocaremos la masa en una manga pastelera con una boquilla redonda y lisa, y formaremos pequeños círculos sobre una bandeja de horno forrada con papel vegetal. Dejaremos reposar durante unos 30 minutos para que se forme una capa lisa en la superficie de los macarons.

Horneado y relleno

Finalmente, llevaremos al horno precalentado a 160 grados Celsius durante aproximadamente 15 minutos. Transcurrido este tiempo, sacaremos del horno y dejaremos enfriar completamente antes de despegar los macarons del papel vegetal.

Mientras tanto, prepararemos la crema de café. En un bol, batiremos la mantequilla a temperatura ambiente junto con el azúcar glas y el extracto de vainilla, hasta obtener una mezcla cremosa. Añadiremos el café soluble y continuaremos batiendo hasta que esté todo bien integrado.

Una vez que los macarons estén fríos, los rellenaremos con la crema de café. Podremos utilizar una manga pastelera para hacerlo más fácilmente, colocando un poco de crema en la mitad de los macarons y cubriéndolos con el resto.

Servir y conservar

Ya solo nos queda disfrutar de estos deliciosos macarons de café. Podemos servirlos como postre o como acompañamiento de una taza de café recién hecho. Si queremos conservarlos, es recomendable guardarlos en un recipiente hermético en la nevera para que se mantengan frescos por más tiempo.

Sin duda, estos macarons de café son una verdadera delicia para aquellos amantes de esta bebida tan popular en todo el mundo. Su suave textura y su intenso sabor a café harán las delicias de todos aquellos que los prueben. ¡Anímate a prepararlos y sorprende a tus invitados con esta exquisita receta!

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *